Policía le dispara a joven que comía una hamburguesa y lo deja gravemente herido

En Texas, Estados Unidos , el accionar de la Policía vuelve a estar bajo la lupa luego que un agente le disparara a un adolescente cuando comía una hamburguesa en el parqueadero de un restaurante. Al parecer, el uniformado pensó que el carro en el que se encontraba era robado.

El hecho quedó grabado en la cámara corporal del policía y en esta se ve cuando el oficial se acerca al vehículo, abre la puerta del costado izquierdo y le ordena al joven conductor que salga.

Sorprendido, Erik Cantu, de 17 años, quien comía una hamburguesa, decide poner en marcha el carro y retroceder. Pasan apenas unos segundos y vienen los disparos.

Inicialmente fueron 5 tiros contra el automotor, luego disparó en otras 5 oportunidades mientras el carro se alejaba.

El adolescente quedó gravemente herido y permanece en un hospital, mientras que el oficial James Brennand, con menos de un año en la institución, fue despedido.

“Nada de lo que hizo el oficial esa noche fue acorde a nuestro entrenamiento o a nuestras políticas”, aseguró William McManus, jefe de la Policía de San Antonio.

El oficial Brennand había acudido al lugar para atender una llamada sobre perturbación del orden público, que no estaba relacionada con el adolescente. Cuando el policía vio el vehículo de Erik, según dijo a los investigadores, pensó que era el mismo que el día anterior había evadido a la autoridad.

Mientras el adolescente lucha por su vida en un hospital en donde familiares y amigos no paran de orar, la investigación está a cargo de la división de derechos civiles. Luego un gran jurado decidirá si se presentarán cargos contra el uniformado.

Tomado de :

¿Te gusta nuestro contenido?

Reciba nuestras últimas publicaciones todos los días en tu correo.

RECIBE EL BOLETÍN
- Boletín GRATIS -