Pensando en Ciudad

Por: Marcos Daniel Pineda García.

Desde que se reglamentó la elección popular de alcaldes, no recuerdo un solo mandatario de Montería al que le haya tocado iniciar desde cero, que no haya heredado obras sobre la marcha o programas exitosos a los que no le haya tenido que hacer algunos ajustes.

Lo anterior, sin demeritar obviamente las iniciativas propias contenidas en sus propuestas de gobierno, que a ritmo y criterio de cada quien han ido moldeando el proceso de desarrollo que ha experimentado nuestra ciudad.

En mi caso particular, recuerdo haber cortado la cinta de la Terminal de Transportes, obra gestionada en su totalidad por la administración que me antecedió y que marcó un cambio significativo en la movilidad y la dinámica de los desplazamientos terrestres, tanto intermunicipales como nacionales.

Qué decir de la Ronda del Sinú, cuyas obras iniciaron dos administraciones antes de mi primer paso por la Alcaldía, y continuaron en el siguiente gobierno. Hoy tenemos el parque lineal más bello de Latinoamérica, para el que pusimos nuestro grano de arena, con la continuidad de dos tramos: el norte, con su mirador y la primera etapa de la Ronda de Occidente. Decir que la Ronda del Sinú es de un solo gobierno, sería negar que es un proyecto de ciudad que se ha convertido en ícono urbanístico y ambiental y que pertenece a todos los monterianos.

Aunque es deber de cada mandatario corregir cuando lo considere necesario, también hay que saber identificar los buenos cimientos, esos que nos permiten construir sobre lo construido, para que el desarrollo no detenga su marcha y mucho menos retroceda.

Montería Amable, programa al que dimos inicio durante nuestra primera administración, es un ejemplo de ello, pues ya completa cuatro mandatos, siendo uno de los principales ejes de transformación urbanística de la ciudad, y cuyo objetivo final es la implementación del Sistema Estratégico de Transporte Público.

También vale la pena destacar el sistema de transporte fluvial, denominado inicialmente Línea Azul, el cual dejamos diseñado y financiado. Hoy, aunque haya sido rebautizado como Businú, me complace saber que está próximo a iniciar.

Celebro que en días como hoy, Montería amanezca realizando eventos de ciudad, como la Río Media Maratón, una fiesta deportiva que le da continuidad a la Carrera Atlética Montería Verde, que iniciamos en 2017.

Qué bueno sería también darle continuidad a programas que en su momento fueron exitosos, como la llamada Operación Tapahueco, que se enfocaba en reparar el pavimento en puntos críticos. Veo con preocupación el deterioro de la malla vial de Montería en importantes arterias vehiculares, como las calles 41 y 29.

Parte del éxito de las ciudades, se centra en saber trazar una visión de largo plazo, que trascienda más allá de cuatro años de gobierno, de un nombre o del origen político de un gobernante, ciudades que sepan explotar sus ventajas comparativas, para que cada nueva administración sepa llevarlas al siguiente nivel de desarrollo.

1 Comment on "Pensando en Ciudad"

  1. Any way I’m going to be subscribing for a feed and I hope you article again soon

Leave a comment

Your email address will not be published.


*