“Pregunta por Ángela”, la estrategia de Asobares para ayudar a mujeres acosadas en discotecas

Aunque inicialmente estaba previsto que solo 1.000 bares de Cartagena, Cúcuta, Medellín y Bogotá, formaran parte del piloto “Pregunta por Ángela”, una estrategia diseñada por la Asociación de Bares y la Vicepresidencia de la República, para evitar el acoso en bares y discotecas, recientemente, se anexó a Montería, con el apoyo de la oficina de Gestión Social de la Alcaldía.

“Pregunta por Ángela”, un código con el que las mujeres podrán solicitar ayuda en bares y discotecas en caso de acoso. Funciona así: si una de las clientes del establecimiento se siente vulnerada y quiere salir del lugar, debe acercarse a uno de los funcionarios del local y preguntar por Ángela. Ya ellos sabrán qué hacer.

“Si una mujer se quedó sola, la dejan sola sus amigas y vienen borracho a molestarla, hay un protocolo que se activa dentro del bar. Si la persona del bar no puede contener al borracho, se arma otro protocolo que se está trabajando con la Fiscalía y la Policía Nacional, donde se le va a prestar seguridad a la mujer y la pueden acompañar hasta su vivienda. Es un mecanismo de protección”, explicó Juan Carlos Rodríguez, presidente de Asobares capítulo Córdoba, quien recalcó que la reapertura de las discotecas está prevista para este 15 de agosto.

Este código tiene origen en el condado de Lincolnshire, Inglaterra, donde en los bares lucen pancartas con la frase: “¿Estás en una cita que no está funcionando?, ¿tu cita de Tinder no es quien decía ser en su perfil? ¿te sientes incómoda? Si vas a la barra y preguntas por ‘Ángela’, el personal del local sabrá que necesitas auxilio. Te ayudará a salir del lugar discretamente, llamará a un taxi o a la Policía, según el nivel de peligro”.