Mediante informe la JEP afirma que falsos positivos no fueron 2.248, sino más de 6.000

Esta vez, la Jurisdicción Especial para la Paz llegó a la conclusión de que había más de 4.000 falsos positivos que no fueron reportados, después de una investigación.

Así aparece en el auto de priorización del caso denominado “Muertes ilegítimamente presentadas como bajas en combate por agentes del Estado”, popularmente conocido como falsos positivos.

Cuando la JEP tomó el caso, tras el acuerdo de paz, tenía el reporte de que entre 1988 y 2014 hubo 2.248 personas asesinadas por el Ejército y presentadas como guerrilleros.

No obstante, ahora el tribunal especial llegó a la conclusión de que “por lo menos 6.402 personas fueron muertas ilegítimamente para ser presentadas como bajas en combate en todo el territorio nacional entre 2002 y 2008″.

La investigación de la JEP sobre falsos positivos se priorizó en Antioquia, Costa Caribe, Norte de Santander, Huila, Casanare y Meta, a los que la Sala de Reconocimiento catálogo como críticos.

En Antioquia, detalla el documento, se registró el 25 % total de todas las víctimas entre 2002 y 2008, y agrega que posiblemente la IV Brigada del Ejército podría ser responsable del 73 % de las muertes entre 2000 y 2013.

“Uno de los casos emblemáticos es el del cementerio Las Mercedes en Dabeiba del que han entregado información ante la JEP 14 miembros de la fuerza pública, de distinto rango. La mayoría de ellos no habían sido investigados por la justicia ordinaria y quienes sí lo fueron, confesaron ante la JEP la comisión de crímenes nunca antes judicializados”, se lee.

 

 

Pulzo