Perra murió después de ser violada y apuñalada cerca de Bogotá

El animal, que fue hallado en la frontera entre Bosa y Soacha, fue víctima de ataques con arma blanca y de abuso sexual en el suroccidente de la capital.

Los vecinos del humedal Tibanica, en la frontera entre la localidad de Bosa y el municipio de Soacha, piden que se encuentren a los agresores del animal que fue violado.

Aparentemente, según Citynoticias, los culpables serían habitantes de calle que rondan por ese sector, al sur de Bogotá.

Sandra Marín, habitante de la zona, le contó al medio que una amiga suya había encontrado a la perra apuñalada y en un grave estado. Ella estaba con graves heridas y sangrando copiosamente.

De otro lado, Martha Rojas, activista animal, dijo que “la agresión fue brutal” y que el veterinario que la atendió confirmó el abuso.

“El doctor evidenció que tenía la vagina desgarrada. ¡Fue violada! Tiene varios puntazos, de los cuales varios son profundos”.

El medio expone que el animal tenía más de 20 heridas con arma blanca y que murió debido al brutal abuso.

La perra violada estaba criando a varios cachorros

Martha Buitrago, rescatista que ayudó al animal, le dijo a Blu Radio que el animal estaba criando a varios cachorros de seis meses de edad, que ahora son huérfanos.

Agregó que días previos al hallazgo “hubo 5 jóvenes sospechosos metidos ahí en el humedal”.

Ante el aberrante crimen, el Grupo Especial para la Lucha Contra el Maltrato Animal (Gelma), de la Fiscalía, está buscando a los responsables para que respondan.

Pulzo