Personal médico despedido del Hospital de Sincelejo protestó exigiendo el pago de sus salarios

Los médicos, enfermeras, auxiliares de enfermería y demás empleados del sector salud que fueron despedidos de sus labores en el Hospital Universitario de Sincelejo (HUS) por parte de la agente interventora, Inés Loaiza Guerra, acudieron a una protesta por las calles de Sincelejo y luego un plantón en las afueras del ente asistencial para exigir el pago de los servicios prestados.

El médico Aristides Pérez, uno de los despedidos, lideró la movilización para reclamar los derechos laborales adquiridos y dijo que la intervención en lugar de ser un remedio a la crisis del HUS, lo que ha hecho es agravar su estado.

 “Esa señora interventora al inicio de sus labores se reunió con nosotros e informó que venía con intenciones de sanear el hospital de deudas laborales, dijo que iban a llegar unos recursos cuantiosos, pero cuando ya empezó a ejercer el cargo hizo lo que traía en mente: despedirnos de forma masiva y trajo su propia bolsa de empleo y desde entonces se ha negado a hablar con nosotros para establecer condiciones de pago”, dijo el médico.

Agregó que la deuda que tienen con los exempleados es por el orden de los 12 mil millones de pesos, a cada empleado le deben entre 10 y 12 meses de salarios.

About the Author

Chica Noticias
Noticias de Montería y Cordoba

Comments are closed.