“Él pensaba que estaba quemando a un perro”: Abogado de hombre que habría quemado a niña en Fundación

El presunto asesino, Adolfo Enrique Arrieta García, se encuentra en audiencia en las instalaciones del edificio Galaxia de Santa Marta.

Adolfo Enrique Arrieta García, presunto autor intelectual y material del atroz crimen de una niña de 10 años que tiene consternada a la comunidad del municipio de Fundación, Magdalena, entregó su versión de los hechos a través de su abogado.

Desde la tarde de este sábado, el mencionado se encuentra en audiencia en el edificio Galaxia, en Santa Marta, hasta donde llegó custodiado y bajo estrictas medidas de seguridad.

Estas fueron las declaraciones entregadas por el abogado defensor, Cesar Cadena Tejeda: “él me dijo llorando que no sabe qué fue lo que hizo, que pensaba que estaba quemando un perro, por eso no opuso resistencia cuando llegó la Policía. Yo le pregunté si estaba drogado y dice que no, que nunca ha consumido drogas que de vez en cuando se toma una cerveza. Lo cierto es que estaba nublado cuando hizo eso, pero lo extraño es que tampoco tiene antecedentes psicológicos, él siempre ha manejado su carro y vive con un hijo”.

Tejeda agregó que su defendido siempre acude a misa y nunca ha practicado rituales extraños. “A él le serán practicados exámenes psicológicos para valorar su estado mental, pues no tenía ninguna clase de enemistad con la niña ni con sus progenitores” dijo el abogado, quién no descarta que su defendido se acoja a los cargos.

Lo cierto es que el crimen es real y no fue un perro, sino una menor de 10 años, por lo que la Fiscalía lo acusa de feminicidio agravado, por lo que si Arrieta García acepta los cargos, tendría que pagar una condena de 45 años.

Arrieta García tiene 47 años y es oriundo de Fundación, Magdalena, municipio donde ocurrió el cruel asesinato. El sujeto fue capturado en flagrancia por la Policía del Magdalena, quién atendió un llamado de la comunidad del barrio El Porvenir y al llegar se encontró con la dantesca escena, de un cuerpo de una menor que estaba siendo quemado en una fogata.

De acuerdo a información entregada por la comunidad a Seguimiento.co, Adolfo Enrique Arrieta García era muy conocido en el pueblo, porque conducía un vehículo y lo buscaban para hacer viajes, así mismos señalan que nunca se le vio como un peligro.

“Siempre fue una persona muy sociable, saludaba a todos, de vez en cuando compartía en el billar con amigos, nunca creímos que fuera capaz de cometer un crimen tan cruel”, señaló una vecina del sector.

El caso que se conoció la noche de este viernes, causó rechazó entre la comunidad, por lo que protagonizaron una asonada y se tomaron la vivienda del sujeto, en donde quemaron varios elementos que se encontraban en la casa y un vehículo.

Seguimiento.co

About the Author

Chica Noticias
Noticias de Montería y Cordoba