Plata de la salud se la dieron a Jaguares y al Reinado de la Ganadería: Contraloría General destapa ‘Olla podrida’ en Comfacor

Un faltante fiscal de más de 17 mil millones de pesos investiga la Contraloría General de la República en la Caja de Compensación Familiar de Córdoba, COMFACOR, durante los años 2015-2016 y 2017.

Según el ente de control fiscal, la plata que debía tomarse para apoyar la atención de salud de los más pobres se cogió para mandarle dinero al Club de fútbol Jaguares y a la Junta Directiva del Reinado Nacional de la Ganadería.

Textualmente el extenso comunicado que sacó hoy martes 21 de agosto la Contraloría General de la República indica:

En los años 2015, 2016 y 2017, la EPS COMFACOR pagó gastos por publicidad y patrocinios a terceros con recursos de salud provenientes de la U.P.C. No quiere esto decir que las EPS no puedan efectuar gastos de publicidad, sino que de hacerlo, deben pagarlos con recursos propios y no con los recursos públicos que se les asignan para la atención en salud.

De dichos gastos se destacan los efectuados a favor del Club Profesional de Fútbol de Montería, Jaguares Fútbol Club S.A., al que se le pagaron $150 millones de pesos con recursos de la salud. La Academia de Béisbol, Hermanos Rentería, por su parte, recibió $247 millones.

De igual forma, el Reinado Nacional de la Ganadería, recibió recursos de la salud por $45 millones, y a otros gastos de diferentes tipos de publicidad, que no guardan relación con los servicios de salud, se le destinaron más de $218 millones.

Todos los anteriores corresponden a gastos no permitidos con cargo a los recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud, ocasionando un hallazgo fiscal por más de $822 millones.

Dichos recursos fueron utilizados en beneficio de terceros privados, sin ninguna conexión con la prestación del servicio de salud y en perjuicio de los afiliados a la EPS COMFACOR, que vio disminuidos los recursos públicos disponibles para la administración, organización y garantía del servicio de salud”, dice la Contraloría General.

La contraloría también indica en su informe que los gerentes de Comfacor de los años 2015-2016 y 2017 usaron plata del régimen subsidiado en salud para pagar gastos de funcionamiento de la entidad y pagos por prestación de servicios profesionales.

“La Contraloría pudo entonces evidenciar que la EPS COMFACOR contrató con terceros particulares, a los que les pagó con un porcentaje de la Unidad de Pago por Captación – UPC, para que realizaran actividades que eran única y exclusivamente obligación de esa EPS y con lo que se vieron beneficiados contratistas que recibieron recursos públicos por el desarrollo de actividades que no podían ser delegadas en ellos.

Todo lo anterior generó un detrimento patrimonial de los recursos de salud, en cuantía superior a los $14.450 millones.

De igual forma, durante las vigencias 2015 al 2017, COMFACOR realizó pagos con los mismos recursos provenientes de la UPC, por conceptos de primas de vacaciones, primas extralegales, auxilios, bonificaciones, gastos de transporte, hospedaje y gastos de bienestar social, para funcionarios vinculados laboralmente al Programa de Salud, por más de $2.044 millones”, dice el informe de la Contraloría.

Cabe indicar que durante los años 2015, 2016 y parte del 2017 se desempeñó como director de Comfacor el monteriano Luis Hoyos Cartagena. A partir del mes de marzo de 2017 la Superintendencia Nacional de Salud intervino a la Caja de Compensación y designó un gerente interventor que también afronta la investigación que hace la Contraloría General de la República.

Participa en los comentarios

About the Author

Chica Noticias
Noticias de Montería y Cordoba